ALGUNOS-SUPLEMENTOS-PARA-UN-CABELLO-SANO3

Hoy vamos a hablar de pelos. A vosotras no os pasa que cuando os levantáis y tenéis el pelo bonito, eso os da un extra de buen humor, mientras que cuando lo tenéis sucio y desmadejado, hmmm…como que empezamos el día peor?

El cabello, esa parte de nuestro cuerpo que corona la cabeza (la de algunos), es objeto de deseo para unos y para otros y ya ya sabéis los estragos que provoca la ausencia de él. Dicho esto hoy me gustaría hablar de otros aspectos curiosos del cabello. Para muchos el cabello es tan importante que sienten que expresa lo que somos, lo que queremos ser y cómo estamos de salud. Las antiguas civilizaciones decían que en el cabello se esconden nuestros pensamientos….¿ y por qué no?

Algunos datos interesantes:

– La mitad de los hombres adultos de más de 50 años, son calvos.

– Número aproximado de cabellos en una cabeza: 130.000.

– Si juntáramos todos los cabellos y suspendiéramos de él un peso, juntos podrían soportar más 7 toneladas.

– Entre los 16 y los 46 años, el pelo crece a un ritmo mucho más rápido que a partir de los 50.

– Mediante el cabello se puede saber todo en lo relativo al consumo de medicamentos, drogas, etc.

– Las personas con mayor coeficiente intelectual presentan porcentajes superiores al normal de zinc y de cobre en el cabello.

– El pelo crece aproximadamente un centímetro al mes.

– Y no sigue creciendo una vez que estamos muerto, esto es una leyenda urbana.

– Un cabello se mantiene en la cabeza entre 2 y 6 años dependiendo de la personas.

– Un adulto tiene aproximadamente 250 -300 cabellos por centímetro cuadrado.

 

Bueno, y aprendidas algunas cosas sobre nuestro pelo, aquí os voy a dejar algunos trucos y pistas sobre cómo cuidarlo para tenerlo sano y bonito.

Si tienes el pelo graso, te aconsejo cocer cáscaras de naranja y enjuagar el cabello después del último aclarado normal con ese agua. Una vez a la semana.

Si lo tienes seco, aplícate una mascarilla a base de una yema de huevo con dos cucharadas de aceite de almendra y una cucharadita de zumo de limón.

Esta preparación te la das en el cuero cabelludo abriendo rayas en el pelo con el peine y ayudándote con un pincel. Deja que actúe media hora o más (por ejemplo, cubriendo la cabeza con un gorro viejo de baño), y luego te lavas la cabeza con el champú de costumbre. Después de aclarar a fondo, repetimos el aclarado añadiendo al agua un poco de zumo de limón (para cabellos rubios) o de vinagre (para cabellos oscuros o pelirrojos).

Otro truco consiste en untar con aceite de oliva tibio el cabello. Luego, se calienta una toalla húmeda en el microondas y se cubre el cabello con éste durante veinte minutos recalentándola de vez en cuando. Finalmente, se lava el pelo con champú de huevo.

Para combatir la pérdida de brillo del cabello, prepara una mezcla con cinco cucharadas de aceite de oliva o de coco y tres cucharadas de vinagre de manzana. Vierte la mezcla sobre el pelo y déjala actuar durante 20 minutos envuelto en una toalla. Aclara con agua tibia.

Para las rubias o castañas que quieran aclararse mucho el cabello, hay un truco de belleza muy eficaz que consiste en lavarse el pelo con agua de mar y champú de manzanilla.

Si tienes una melena con poco volumen , una vez lavado el pelo y cuando aún esté húmedo, se debe mezclar en una botellita un poco de laca líquida, agua y un chorrito de limón. Luego se rocía por todo el pelo con la cabeza boca abajo lo que hará que el cabello adquiera volumen y brillo.

Otro truco de belleza que ayuda a que el pelo muy fino tenga volumen consiste en verter en el último aclarado un par de cucharadas de cerveza.

Para tener unos rizos bonitos, además de los clásicos rulos de toda la vida, hay otro truco que se puede usar para rizar el pelo. Corta trocitos de trapos viejos y humedécelos un poco. A continuación, enrolla el pelo en los trozos y haz un nudo. Si tienes un pelo muy rebelde, además de humedecer los trapitos, puedes aplicar laca una vez que estén todos atados.

Podrás notar cómo los rizos se activan y adquieren mucho más cuerpo. Después se acomoda con la ayuda de un peine de púas de madera, anchas y muy separadas, para que no se encrespe la melena.

Por último, para el cabello frágil y quebradizo estaría bien aplicar todos los días una mezcla de agua destilada, a la que se habrá añadido una cucharadita de glicerina y dos de miel. Se debe mezclar muy bien estos ingredientes antes de aplicar la mascarilla, dejar actuar una media hora con una toalla calentita, y aclarar abundantemente. Hazlo una vez a la semana.

Además una alimentación equilibrada ayuda a mantenerlo sano, especialmente si tomas bastante ácido fólico y omegas (verduras de hoja verde y pescado azul), aplicar productos cosméticos de tratamiento una vez al mes como baños de queratina y vitaminas, y sobre todo tomar un complemento oral específico para frenar la caída y lograr mayor densidad (hay muchos y se compran en farmacias, a mi me gusta mucho el de Inneov). Y no olvidar, tal y como nos repetían nuestra abuelitas, que cepillarlo cada noche con la cabeza hacia abajo y recogerlo en una cola o trenza va a ayudar a quepo mantengamos limpio y con buena circulación, es decir más saludable, más tiempo.

Pues estos son nuestros consejos por hoy ya nos váis contando…

Comparte esta entrada pinchando los botoncitos de aquí debajo para que todas tus amigas tenga también un pelo sano y bonito.

 

The following two tabs change content below.
Codirectora de Comienzo hoy. Periodista, filóloga, traductora e interprete. Más de 10 años dedicada al coaching especializado en salud y belleza, con formación en EEUU. Presentadora del programa "Secretos de belleza...y algo más" en Canal Decasa TV, coach para Pantene y Laboratorios Forte Pharma. Colaboradora en revistas femeninas, formada en mindfulness, yoga, nutrición...

Latest posts by Rebeca J. Cirujano (see all)

Te gusta este blog? Compártelo con el mundo :)

Leer entrada anterior
¿Llevas faja? Que no te encorseten

  Los convencionalismos sociales y las costumbres que acatamos y repetimos sin razonar  nos encorsetan y aprisionan en un comportamiento que...

Cerrar